EL FIN DE BINOMINALISMO (por Davor Mimica)

Ad portas del cónclave colorín (organizado por Mulet y cía.) que se realizará mañana en un hotel del barrio alto, al cual estamos invitados como Independientes en Red junto a ChilePrimero y otros movimientos, les dejo una asertiva reflexión de un viejo compañero de batallas político-universitarias, el ingeniero civil y bloggero Davor Mimica…

“Con la -hasta ahora- positiva negociación entre Alianza e independientes por la presidencia de la cámara alta, se ha dado término práctico al binominalismo, sistema político que nace en forma natural a partir de nuestro sistema electoral binominal. Al menos hasta la próxima elección.

El sistema binominal, al castigar electoralmente al partido mayoritario, premiar al que llega segundo y eliminar a los demás, ha logrado que durante años Chile quede dividido entre dos coaliciones políticas, las que -dialéctica aparte- se han opuesto tenazmente a su modificación, a través del argumento de la “estabilidad política” o de la defensa sin argumentos de parcelas de poder exclusivas y excluyentes.

Pero hoy, gracias a la suma de una enorme cantidad de circunstancias (espero que nadie siga creyendo que es una casualidad), tenemos a 4 senadores corriendo por su lado, representando al 10% de la cámara alta y desafiando al status quo como jamás en los 18 años de democracia lo había logrado el PC, o cualquier otro grupo gremial o social.

Podría haber sido esperable una “defensa de gremio”, en el sentido que ambas coaliciones se negaran a negociar con los independientes, para así marginalizarlos y esperar que tras las elecciones, comenzaran a desaparecer. Pero la arrolladora ventaja actual y pretérita de la Concertación en el campo político chileno, ha hecho a los más locuaces defensores de la estabilidad política, renegar rápidamente de ella para lograr acuerdos que comiencen a rasparle la pintura a su eterno rival.

Pareciera que (por fin) la Alianza se enteró que el defender la estabilidad política implicará seguir muy establemente perdiendo elecciones futuras. Saben y entienden que cualquier forma que llegue a tomar la institucionalidad independiente, jamás llegarán a tener una campaña competitiva para las presidenciales del 2009, y que son justamente ellos, los eternamente derrotados, quienes estarán llamados a encabezar el país en caso de lograr -conjuntamente con sus circunstanciales aliados- la caída de la Concertación.

Pero por lo pronto, tendremos que acostumbrarnos tanto nosotros como la clase política a un cambio radical de escenario, donde para lograr cualquier aprobación, las coaliciones deberan negociar con al menos una de las otras dos. Un nuevo juego, mucho más complejo, pero lleno de oportunidades. Ya no para los mismos políticos de siempre, sino que hoy -al fin- para los chilenos todos.

Debido a la completa inhabilidad de nuestro sistema electoral en reflejar las inquietudes de la ciudadanía, los cambios en la representación parlamentaria terminaron ocurriendo sin la participación de los chilenos. El mayor cambio en la composición del congreso desde 1989, ocurrió sin elecciones. Pero aun así queda la sensación de una relativa aprobación de los chilenos hacia la nueva “bancada independiente”. Que hasta en el nombre es similar a lo ocurrido el 2001 en las aulas de la UC, cuando un grupo variopinto de rechazados políticos de todos los sectores se unieron para formar un nuevo referente. Simplemente porque la exclusión generada por quienes ejercían el monopolio político no entregaba suficiente oxígeno para la creación, el desarrollo o el progreso. Porque la necesaria renovación generacional era detenida por actores añejos que intentaban manipular cual marionetas a los nuevos reclutas o marginarlos hacia la irrelevancia. Porque el servicio al otro había dado paso a la protección del interés propio junto al tufillo de la corrupción. ¿les suena conocido?”

Anuncios

4 comentarios to “EL FIN DE BINOMINALISMO (por Davor Mimica)”

  1. Rodrigo Guerra Says:

    Estimado Cristobal.

    El tema es sumamente interesante, pero no evolucionara si manejamos en una rotanda, esto es, dar vuelta donde mismo. Este es una opinion que coloque en el foro de Independientes en Red

    “Volviendo al tema del “cambio de tablero y no cambio de piezas”, hoy leyendo la prensa me encuentro con la noticia de la aparicion de Cristina Bitar en una reunion de Adolfo Zaldivar con sus partidarios, para formar un nuevo referente, reunion a la que ella habia sido asistido como invitada y ponente. Encuentro interesante que distintos sectores apoliticos partidistas comiencen a tomar contacto y generen un “frente comun” contra la politica arcaica de los partidos, pero insisto que sigue siendo mas de lo mismo y no contribuye mucho a evitar la muerte del sistema politico.

    Esto porque al final es cambio de escenario y no de protagonistas. La gente que formaria un nuevo referente con Zaldivar es gente que se esta retirando de la DC y no gente nueva que se integra para “oxigenar la politica”. En sintesis lo que pretende hacer Zaldivar, es lo mismo que hizo en su momento Flores y que estuvo a punto de hacer Cantero, el hecho de generar micropartidos o partidos mas personales a partir de sus partidos de origen. Pero esto no tienen una influencia real en la crisis politica, porque esos micropartidos se arman a partir del alejamineto de sus partidarios del partido original, y no como hemos dicho, de una “oxigenacion de la politica” con gente joven inscribiendose y entrando a este mundo.

    En suma, que se generen 2, 3 o 4 “referentes” a partir de “caudillos” no genera una importncia para salvar la crisis politica que vivira nuestro pais en unos años mas. De hecho, la apariion de esos “micropartidos” correspone, segun varios analistas, al narcisismo de sus fundadores (el caso mas claro es ChilePrimero, que sin un norte, sin objetivos y sin proyectos claro, nacio por despecho de Flores). La unica manera de salvar la crisis es permitiendo y abriendo la prtidcipacion politica a los jovenes y para eso ademas de cambiar ciertas leyes, es obligacion que los nuevos referentes a futuro los incluyan como carta de navegacion principal. Sin las nuevas generaciones, cualquier referente que se funde, se hundira en las garras de la politica arcaica Chilena.

    Lo ha mencionado Obama nuevamente (como me gusta este negrito) “La diferencia no es entre ricos y pobres, ni entre blancos o negros, la diferencia es entre pasado y futuro”

    ¿Y que opinan los consejeros de Independientes en Red? ¿Se uniran a un referente donde sera lo mismo que la politica arcaica? ¿O se ve necesario la creacion de nuevos referentes donde los jovenes sean los protagonistas?. Yo me la juego por esto ultimo

    Rodrigo Guerra
    Proyecto Pais / Jovenes en Red
    http://www.pais-joven.blogspot.com

  2. vozyvoto Says:

    Precisamente sobre este punto será el próximo artículo, estimado Rodrigo.

  3. Pablo Fernandez Says:

    Volviendo a un punto común de los últimos días ¿Como es posible que en USA (país binominal en su esencia y con un sistema de elección de presidentes complejo hasta la médula), aparezca una figura como Obama, que provoca un aumento de los electores y una renovación de la política? Eso no puede pasar acá? Hay más futuro en un nuevo partido? (por favor que no sea el partido de los jóvenes, sino cada 10 o 15 años habría que renovarlo entero, o ponerle apellidos tipo “jóvenes de espíritu”, “de mente”, etc.) Todos sabemos lo complicado que puede ser formar un nuevo partido, además que, entre todos los existentes habrá alguno con el que compartamos el 60% de su ideología. Es tan necesario echar todo abajo y volver a levantarlo? No basta con abrir las ventanas y ventilar las piezas?

  4. vozyvoto Says:

    “¿Es tan necesario echar todo abajo y volver a levantarlo?” se pregunta mirando al cielo mi viejo camarada Fernández… Bueno, en mi humilde opinión, depende. A veces hay que botar todo, si los engranajes están oxidados y ya no hay aceite anticorrosivo que sirva. A veces queremos botar todo, porque como bien decía Brieba parafraseando a su querida Arendt, “no hay nada más propiamente humano que su capacidad, simple y radical, de iniciar algo nuevo”. A veces no es necesario echar todo abajo, si la estructura funciona y sólo se trata de cambiar a los jugadores o su tipo de juego. Te dejo el link de una entrevista que le hicieron a un amigo con el cual comparto básicamente la misma crítica y las mismas ideas, pero como verás, él sí le tiene fé a los partidos existentes: http://www.lun.com/modulos/catalogo/paginas/2008/01/23/LUCPRPO16LU2301.htm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: