“Por fin, elecciones” (Gonzalo Rojas Sánchez)

Ahora pasamos a la oda que el historiador y profesor de Derecho Gonzalo Rojas hace de la candidatura de Kast. Mis comentarios me los guardo para el final:

“Dos excelentes candidatos van a enfrentarse, por fin, en las elecciones para Presidente de la UDI de comienzos del mes siguiente. Dos excelentes candidatos, parecidos en virtudes y en convicciones, pero quienes han recibido un tratamiento público y privado desigual de parte de algunos destacados miembros de ese mismo partido.

Pareciera que la notable irrupción de José Antonio Kast ha puesto nervioso a más de alguno, especialmente a los que tienen problemas con sus propias convicciones o dasasosiegos producto de sus situaciones de probidad administrativa. Por eso, algunos se han movido para lograr que Kast se integre a una lista común -sin elección-sobre la base de que así se combinarían mejor las capacidades de Coloma (experiencia) con las del joven diputado (orden y llegada). Pero esa supuesta solución desconoce el gran hastío que hay en las bases del partido por las designaciones hechas entre 4 o 5 personas y por equipos dirigenciales no ofrecidos a los consejeros. Está generalizada la percepción de que hay que ir abriendo el sistema de a poco y que, por lo tanto, una elección confrontacional es un paso imprescindible. Y las capacidades de Kast para conducir políticamente pueden consultárselas a quienes han sido los destinatarios de ella: la bancada de diputados y los jóvenes.

Otros han querido descalificar al diputado por su conservantismo, el que a poco andar será considerado integrismo, fundamentalismo o talibanismo. Esas etiquetas son burdas, ya que la posición de Kast es tan recuperadora de los ideales y de la mística de la UDI, en fidelidad al proyecto fundacional de Jaime Guzmán y a la declaración de principios, como es también aire fresco en caras y proyectos.

Justamente este tercer punto ha levantado otras suspicacias: Kast representaría sólo a los menores de 45. Pero, ah, si supieran algunos cuántos y quiénes -que están muy por encima de esa frontera etárea- lo apoyan. O quizás por eso mismo están asustados.

Por fin habrá elecciones en la UDI, justamente porque Kast ha roto con valentía un esquema agotado, ha descolocado a las estructuras informales y lleva la delantera porque obliga a pensar en función de él, cosa que nunca antes habían sucedido. Si hasta los medios se interesan mucho más en Kast, ya que es la novedad.

Quizás los detractores de su candidatura no lo sepan, pero la reacción entre los militantes antiguos -y hasta ahora desanimados- ha sido magnífica; y entre los jóvenes, simplemente unánime, excepcional. Kast está desprendido del poder y se le nota; tiene la fuerza de la primera vez, y la va a hacer efectiva; sabe para qué busca liderar, y está haciéndolo ya desde el caso Provoste, a gran nivel. Después de tantos desvaríos en el lavinismo y en buena parte de la UDI, ¿se puede pedir más?”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: