MANIFIESTO LIBERAL

El movimiento político Red Liberal -al cual pertenecen los autores de este blog- se encuentra discutiendo su primer manifiesto ideológico a través de su sitio web. El siguiente texto es el apéndice que cierra el documento y que resume en buena forma su espíritu:

RedLiberal estima pertinente destacar y reseñar una serie de principios que arrancan de la tradición liberal pero que alcanzan una nueva dimensión frente a los desafíos de la modernidad:

En primer lugar, su compromiso primordial con la libertad individual, es decir, con la promoción y aseguramiento de un espacio o ámbito de la vida de las personas que resulte inviolable a la invasión y pretensión de control por parte del resto de los miembros de la sociedad. Este espacio está generalmente asociado a los derechos y libertades básicas del ser humano –vida, movimiento, conciencia, expresión, asociación, propiedad, etc.- e implica en la práctica la limitación del poder que puede ejercer legítima y justificadamente la autoridad. Bajo esta perspectiva, las personas son soberanas en su ámbito de libertad y sólo pueden ser restringidas cuando el despliegue de sus acciones dañe o atente contra la libertad de terceros. La regla general, en otras palabras, es la no interferencia del Estado en la vida de las personas salvo para proteger dichos ámbitos de libertad.

La idea expresada en el párrafo anterior, si bien fundacional y medular en el llamado liberalismo clásico, no es suficiente para comprender la filosofía liberal contemporánea. En efecto, los puntos de partida de los distintos individuos están brutalmente afectados por contingencias del destino sobre las cuales no tuvieron incidencia. De poco sirve la “no interferencia” en la vida de aquellos que tuvieron la mala suerte de nacer privados de bienes materiales y sin posibilidad de desarrollarse en igualdad de condiciones. Por ello, el liberalismo que abraza RedLiberal considera indispensable orientar sus esfuerzos en dotar a los individuos de autonomía para diseñar y recorrer un plan de vida libremente escogido. Aceptando que es imposible eliminar todas las arbitrariedades de la fortuna, el acento en la autonomía justifica un Estado liberal preocupado por igualar niveles básicos –educación, salud, vivienda, entre otros- que habiliten las capacidades esenciales del individuo.

A lo anterior se suma la adhesión liberal al principio de igualdad, entendida como la igual valoración de todos los miembros de la sociedad política, sin hacer distinciones de ningún tipo. El Estado liberal al que aspiramos no privilegia ni discrimina arbitrariamente y demuestra ese respeto siendo imparcial respecto de los distintos proyectos de vida de los individuos libres y autónomos. Creemos, asimismo, que la igual dignidad humana se extiende no sólo en la igualdad ante la ley sino además en la creación de condiciones justas para la competencia, que otorguen igualdad de oportunidad real y no meramente formal. Sólo son política y moralmente aceptables para RedLiberal las desigualdades de resultado producidas en cancha pareja, es decir, a través de procedimientos justos e imparciales.

Como resulta evidente, los principios de libertad, autonomía e igualdad de status apuntan a reconocer el pluralismo del mundo moderno. Los individuos ya no están atados a una sola concepción del bien o la verdad en términos absolutos. En las sociedades abiertas proliferan distintas visiones, particularmente culturales, religiosas y morales, frente a las cuales el liberalismo se declara neutral en la medida que dichas visiones sean razonables y no apunten a la destrucción de las demás. RedLiberal no pretende llevar al Estado una sola concepción del bien según la cual todos los ciudadanos deben actuar. Por el contrario, respeta y valora la diversidad de expresiones en el entendido que contribuyen a la riqueza de la sociedad contemporánea y generan condiciones de aprendizaje, dialogo y tolerancia social.

Si bien el principio del pluralismo puede ser interpretado como un laissez faire moral –en la medida que la autoridad carece de medios legítimos para imponer una visión y permite a los agentes la libre elección de sus creencias- es fundamental subrayar el compromiso liberal con la universalidad de ciertos derechos que no pueden ser avasallados ni aun a nombre de la diferencia cultural. Estos derechos esenciales del ser humano son promovidos y protegidos por el liberalismo hacia el interior de las estructuras nacionales así como hacia el exterior de ellas. Nuestro liberalismo entiende que el nacimiento en un determinado territorio también es una contingencia del destino y los individuos no están determinados por ella. El perfil cosmopolita e integracionista de RedLiberal encuentra su fundamento normativo en este principio de universalidad de los derechos humanos.

Finalmente, el racionalismo característico del mundo liberal –propio de la herencia ilustrada- nos compromete inevitablemente con una mirada progresista de la historia humana. Lo anterior no significa confianza ciega en el progreso indefinido de las ciencias o las artes, sino la aceptación de la falibilidad humana en su pretensión de encontrar respuestas definitivas a los problemas sociales. El liberalismo es humilde y escéptico de las fórmulas absolutas. El liberalismo se adapta a los nuevos tiempos y se cuestiona constantemente la validez de la tradición como marco de referencia ético.

El liberalismo, como RedLiberal, es un trabajo en permanente construcción.

Link al documento completo: http://www.redliberal.cl/importante-propuesta-de-manifiesto-ideologico-de-red-liberal

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: