EL DÍA DE LA MARMOTA

por Cristóbal Bellolio (publicada en Las Últimas Noticias el 26 de mayo de 2013)

La candidata Michelle Bachelet nos contó que pobladores del Biobío se sentían amenazados por personajes del Gobierno que los habrían amenazado con perder sus beneficios sociales si se reunían con la ex mandataria. El vocero Andrés Chadwick niega la acusación. Según él, nunca permitiría “que se actúe como lo hacía la Concertación”. Haciéndolo nos recuerda que ésta es una mala práctica conocida. La sufrió Joaquín Lavín y el Presidente Piñera en sus respectivas campañas.

Lo recordó el propio Lavín, recomendándole a la postulante PS-PPD que no cayera en la trampa: “Michelle, nadie perderá beneficios sociales si se reúne contigo”, agregó el ministro hablándole de tú a tú. Se lo dice nada menos que un viejo bacheletista-aliancista.

Lo más probable es que Lavín tenga razón. Con el poder en las manos y la intención de conservarlo, los gobiernos tienden a mantener o aumentar los beneficios. Al menos es una cualidad de la reciente alternancia en Chile: la continuidad de ciertas políticas públicas. De hecho, la estrategia de avanzar en base a bonos ha sido plenamente compartida bajo la actual administración aliancista. Vociferar que se viene el mundo abajo porque gane la otra parte es una campaña del terror poco honesta.

Lo que es mucho más discutible es lo que plantea Chadwick: ¿es acaso la derecha en el poder “más limpia” que la Concertación si se trata de quedarse en La Moneda? No parece. No hay razones contundentes para asegurar que un grupo político es moralmente superior al otro en sus prácticas habituales. Lo importante, enseñó Maquiavelo, es adquirir y conservar el poder. El resto puede funcionar de manera más o menos ética. Y a veces menos que más.

Aunque esto saque de sus casillas al ministro Chadwick, subterráneamente pasan muchas cosas que desde lo alto no se observan. Poner las manos al fuego por cada funcionario u operador oficialista es temerario. Creer que el grupo de uno nunca pisa el palito y siempre se comporta éticamente mejor que el otro en iguales circunstancias es simplemente iluso. En esto la política se repite como el día de la marmota: todo lo que veremos ahora ya lo habíamos vivido, aunque esta vez al revés.

Link: http://www.lun.com/Pages/NewsDetail.aspx?dt=2013-05-26&NewsID=227993&BodyID=0&PaginaId=17

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: