Racionalidad v/s Emocionalidad Política

En estos días he estado revisando pasajes del libro THE POLITICAL BRAIN de Drew Westen. Su tesis central es sencilla: En política, cuando las emociones colisionan con la racionalidad, ganan las emociones. El autor basa su conclusión en un exhaustivo recorrido por la política norteamericana en los últimos 50 años, y la evidencia que acumula es robusta: Aunque la mayoría de la población se identifica más con los Demócratas en cuanto a los “issues” (análisis racional de cada uno de los temas), finalmente termina votando por los Republicanos pues éstos manejan mejor la potencialidad de los mensajes emocionales. Sólo Bill Clinton se salva del lapidario análisis, y al revisar su franja presidencial de 1992 uno entiende por qué… Se trata de un ciudadano sencillo que viene de la pequeña localidad de Hope, Arkansas, y cumple el sueño americano al vencer la pobreza y la adversidad. Cuenta su drama familiar (su padrastro alcohólico que golpeaba a su madre), cuenta cómo conoció a Hillary (cuando rechaza todas las ofertas de grandes estudios jurídicos de Wall Street para regresar a ayudar a su ciudad natal), cuenta cuando estrechó la mano de Kennedy siendo apenas un adolescente. Se mete en el corazón de la gente, todo lo contrario de lo que hace John Kerry en su franja autobiográfica de 2004. En ella, el candidato demócrata es un destacado estudiante de Yale, un valiente soldado acreedor de múltiples condecoración por su actuación en Vietnam, y un eximio senador que está en todas. La similutud entre este contraste y el que vimos en 2005 entre Bachelet y Piñera es asombrosa. Mientras la actual mandataria hacía un recorrido por su vida asociándolo a la historia de Chile, mostrándose como una persona común y corriente que llevaba a sus hijos al colegio, Sebastián Piñera presenta sus credenciales como “el mejor en todo” lo que ha hecho: En el colegio era el primero del curso, en la UC es el mejor egresado, lo que repite en Harvard, luego crea miles de empleos y es elegido el mejor senador en su período. Queda de manifiesto que en un caso el arma fue la emocionalidad y en el otro la racionalidad política. Y en esa contienda sabemos quién gana. Cuenta además un sabroso episodio del debate Gore v/s Bush en 2000, cuando el primero hace gala de todos sus conocimientos técnicos en materia de salud y seguridad social, con una batería de datos y números (mal que mal, fue vicepresidente durante 8 años), ante lo que Bush pregunta si acaso “inventó la calculadora”, y que él prefiere ponerse en el lugar de la gente y sentir sus problemas. ¿Suena parecido al contraste que hizo la prensa entre el discurso de Piñera y el de Lavín en el lanzamiento de “Chile Justo”?

En fin, fuera de recomendar el libro, lo importante es tener presente que aun en escenarios de alta frustración por la mala calidad de la gestión del gobierno de Bachelet, no parece prudente apostar todas las fichas en que el eje racional “Decisión-Liderazgo-Capacidad” vaya a ser más valorado por los electores que el eje emocional “Empatía- Cercanía-Credibilidad”, como lo fue en 2005. Aunque hoy están dispuestos a votar por Piñera incluso los que no lo tragan (porque “ordenaría esta cagada” y “haría bien la pega”), nuestra hipótesis es que a medida que nos acerquemos a las presidenciales 2009 la emocionalidad política cobrará nuevos bríos, especialmente si se solucionan los errores más groseros del gobierno. Y Piñera debe trabajar su tipo de liderazgo para ese escenario.

Les recomiendo que se den una vuelta por youtube para ver los videos y hacer la comparación…

 

 

2 comentarios to “Racionalidad v/s Emocionalidad Política”

  1. italo Says:

    Emocionalidad versus racionalidad.
    ¿Qué es lo que origina la toma de decisiones en los “seres humanos” (o su conducta)? y ¿Qué mecanismo evolutivo explica la respuesta a lo anterior?
    Propondré una conjetura como respuesta a cada una de estas preguntas, y trataré de dar una argumentación lógica que contradiga otras posibles.

    Partamos con tres definiciones útiles de recordar
    Definición de ser humano: Perteneciente o relativo al hombre (RAE).
    Definición de hombre: Ser animado racional, varón o mujer (RAE).
    Definición de emoción:1. f. Alteración del ánimo intensa y pasajera, agradable o penosa, que va acompañada de cierta conmoción somática.
    2. f. Interés expectante con que se participa en algo que está ocurriendo (RAE).

    Hay un pequeño inconveniente para decir lo que quiero, dado que la palabra que necesito no la encuentro en el diccionario. Mediante ella me quiero referir a lo que entiendo soy yo y somos todos los que asistimos a este curso (se podría cometer el error de pensar esta palabra fuera humano); dado el inconveniente anterior denotémosla por *.
    Luego la primera pregunta a la pretendo responder, es realmente ¿Qué es lo que origina la toma de decisiones en * (o su conducta) ?
    Si la respuesta fuera la racionalidad, entonces todo lo que haríamos tendría una justificación racional, y dado que solo se puede tomar una decisión racional si se entiende el contexto en el que esta es tomada , entonces significaría que somos capaces de entender el contexto para tomar una decisión cualquiera, es decir somos capaces de entender todos los contextos necesarios para tomar cualquier decisión, luego entenderíamos en particular el sentido de nuestra existencia (dado que, por ejemplo para suicidarse, y ser racional , hay que entenderlo). Pero dado que, claramente no lo entendemos, la respuesta no puede estar correcta (esto justifica la elección del símbolo *, en vez de la palabra humano).
    Por otra parte * tomamos decisiones, luego si suponemos que cada vez que algo pasa, algo lo origina, tiene que existir una respuesta la pregunta.
    Si la respuesta fuera la emocionalidad, entonces, no existiría la matemática, pues cuando se toma una decisión en matemática se está usando únicamente la racionalidad.
    La manera lógicamente correcta de responder a ésta pregunta pasa por revisar todas las palabras, y dado que son finitas, de existir una palabra como respuesta, debiera poder darse (dado que son muchas, he decidido buscar entre las que conozco, y dado que no encontré una, supondré; con una cierta probabilidad de error; que no existe).
    En mi contexto lógico, para responder a ésta pregunta, mis conocimientos no son suficientes para dar una respuesta definitiva. Pero puedo dar una conjetura como respuesta:
    “la conducta en * está dominada por la emocionalidad y la racionalidad, pero principalmente por la primera”. Pensemos por ejemplo en la actualidad una razón únicamente racional para que * sigamos reproduciéndonos. Y sin embargo lo seguimos haciendo. O por ejemplo, pensemos que hace que sigan existiendo la gente religiosa (%), o los curas (por ejemplo católicos), o aquellos * que estén dispuestos a sacrificar su vida por un ideal sin fundamentos lógicos (por ejemplo los santos, para los católicos o éstas mismas personas sin el apodo de santos para otras religiones). Por otra parte, la existencia de las ciencias nos da cuenta de que * también podemos tomar decisiones racionales. Sin embargo hace 200 años atrás la ciencia nos permitía tomar muchas menos decisiones que ahora.
    Luego desde el punto de vista evolutivo que la conducta humana sea originada principalmente por las emociones y no por la racionalidad tiene sentido, por ejemplo si consideramos que tomar una decisión desde el punto de vista racional, significa, como se dijo antes, entender el contexto en el que se toma la decisión, y si consideramos también que llegar a entender algo, requiere fundamentalmente tiempo, es evidente que en sus orígenes el tiempo de experiencia de * en la Tierra, no le permitía tener el conocimiento suficiente para poder entender determinadas circunstancias, necesarias de comprender para poder tomar ciertas decisiones racionales, en base a ellas. Así poder tomar decisiones, mediante otro mecanismo (que la racionalidad), en determinadas situaciones (estas situaciones son precisamente aquellas que el conocimiento no permite comprender), como es la emocionalidad, permitió la sobrevivencia de *. Por otra parte la misma idea anterior, aplicada al ejemplo (%), nos permite justificar la existencia de las religiones, dado que constituyen en muchos casos (es decir es el caso de muchas religiones) una respuesta a algo que aún la racionalidad no puede responder, “nuestro fin como * en la Tierra”.
    Planteo como interrogante al lector:
    ¿Es el tiempo el único responsable de la ciencia? (bajo el supuesto que * estamos en grado de desarrollarla)
    ¿El tiempo provoca en * que cada vez tomemos más decisiones racionales en vez de emocionales? , y si lo anterior fuera cierto:
    ¿Qué podría significar en el futuro?
    ¿Llegará un momento en que todas las decisiones que * tomemos sean racionales?
    ¿Según lo que es entiende por *, seguiremos siendo * si llegamos a un punto en el que todas la decisiones que tomamos sean racionales? y si lo anterior fuera cierto ¿seguirían existiendo las emociones?
    Felizmente hasta ahora, * tenemos emociones…..

  2. Norbel Says:

    A mi parecer las emociones tienen un riesgo en el desarrollo de un ser humano pero a la vez es lo que lo hace mas humano, mientras que la racionalidad te lleva a vivir un vida dentro de la sobrevivencia, si el ser humano seria capaz de desarrollar con madurez ambos elementos como la emcionalidad y el razonamiento llegaria a disfrutar plenamente d ela vida.Humildemente es mi opinión.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: